Gobernación de Valparaíso suspendió fiesta nocturna en Viña del Mar tras fiscalización sorpresa

La Gobernación Provincial de Valparaíso suspendió este fin de semana largo una fiesta que había sido convocada en el local nocturno “Summer Beach” que se encuentra en la Playa Las Salinas. Esto, tras una fiscalización sorpresa realizada junto a Carabineros, el municipio de Viña del Mar y la Superintendencia de Electricidad y Combustible, en la que se corroboró que el evento no contaba con la autorización que exige la normativa.

La Gobernadora de la Provincia de Valparaíso, María de los Ángeles de la Paz, detalló que “no contaban con la autorización respectiva, tratándose de un evento masivo, y no contaban con las medidas de seguridad adecuadas, especialmente en lo que dice relación con las vías de evacuación y con el sistema eléctrico”.

La autoridad provincial señaló que en este local ya se había realizado una primera fiscalización sorpresa, hace cerca de un mes, en la que se descubrieron una serie de problemas en materia de seguridad, los que fueron advertidos a quienes administran el recinto. Ahora, pese a que se percató en terreno que los locatarios realizaron algunas mejoras, no ingresaron la solicitud de autorización a la Gobernación, por lo que no se contaba con el plan de seguridad y emergencias, ni el detalle del funcionamiento del sistema eléctrico, el que igual mantenía algunas falencias que fueron corroboradas por la SEC.

“Éste es un sector que está emplazado en la Playa Las Salinas, donde las vías de evacuación, sobre todo tratándose de un terremoto o un tsunami, no son las adecuadas. En la primera inspección nosotros vimos salidas de emergencia clausuradas, con candados, en muy malas condiciones, por lo tanto teníamos los fundamentos para poder suspender en torno a la seguridad”, argumentó De la Paz, quien además, aclaró que esto no los imposibilita a organizar un evento futuro, siempre y cuando subsanen las observaciones y respeten el protocolo de solicitud de autorización para este tipo de fiestas.

La suspensión del evento se realizó durante la noche, horas antes de que comenzaran a llegar las personas que pretendían asistir, con el objetivo de evitar problemas de aglomeración en un sector complejo como es ese balneario viñamarino.

Esta fiscalización es parte de una ronda de operativos sorpresa que se encuentra realizando la gobernación provincial con Carabineros, la Policía de Investigaciones, el Servicio de Impuestos Internos, los municipios, la Seremi de Salud y la Superintendencia de Energía y Combustible, tanto a locales nocturnos, como restoranes, con el objetivo de invitarlos a que cumplan la normativa y a fiscalizar que esto efectivamente se realice.

“Esto es en el contexto de que queremos reforzar la seguridad pública – señaló la gobernadora -, no solamente en materia de la persecución del delito, sino que también en ir al estadio de manera segura, en poder disfrutar de la vida nocturna de manera segura. Especialmente en la comuna de Viña del Mar y Valparaíso estamos trabajando ahora en un plan para fiscalizar los bares clandestinos”.

La autoridad provincial recordó que hace más de un mes se invitó a todas las productoras de eventos y administradores de locales de fiestas nocturnas a una reunión en la gobernación con el objetivo de reforzar el cumplimiento de la normativa, tanto con miras a brindar la seguridad a toda la comunidad, como para “emparejar la cancha” en materia de solicitudes de permisos para este tipo de actividades.

Por ello, invitó a quienes no participaron, a que se sumen a esta mesa de trabajo. “Hemos trabajado con los productores y los gerentes de estas fiestas para hacer un trabajo coordinado, por lo tanto la invitación es ingresar a la Gobernación estas solicitudes de autorizaciones, para que de alguna manera tengamos un carrete seguro y una fiesta en buenas condiciones”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *