“Hawking fue igual de relevante como científico que como ejemplo a seguir”

“Uno no puede hablar de Stpehen Hawking sin pensar en dos cosas: en su aporte en la ciencia y en su condición de comunicador, de ejemplo a seguir”. Así define la doctora Amelia Bayo, astrónoma de la Universidad de Valparaíso y directora del Núcleo Mileno de Formación Planetaria, al célebre físico teórico y cosmólogo británico, fallecido esta madrugada.

“En la parte puramente científica, uno de sus aportes más interesantes es la predicción de la radición de Hawking, que explicada de una manera muy básica nos dice que los agujeros negros al estar rotando deben estar produciendo algún tipo de radiación, están creando partículas, porque si un agujero negro no estuviera interactuando para nada, si no recibiera energía ni material de otros cuerpos cercanos de la galaxia terminaría extinguiéndose. Esa predicción tiene una base teórica muy fuerte y, de hecho, ahora mismo hay misiones espaciales tratando de encontrar alguna señal de este fenómeno. Él hizo muchos aportes, pero este es uno de los que yo destacaría”, explicó Amelia Bayo.

“En lo referido al Big Bang, la contribución de Hawking está sobre todo referida a la divulgación, a la popularización de algunos conceptos y teorías muy complicados de una manera que ha atraído a la cosmología a mucha gente. Yo, por ejemplo, trabajo en un tema distinto, en formación de planetas, pero siempre que una da una charla de astronomía alguien te comenta que ha leído en ‘La historia del tiempo’ o en otros libros de Hawking sobre los agujeros negros o sobre el Big Bang y quieren preguntarte sobre eso”, agregó.

“Y creo que su condición de comunicador y de modelo de persona es tan importante como su rol de científico. Es alguien que ha dedicado mucho tiempo a hallar la manera de explicar de manera sencilla temas muy complejos y eso habla muy favorablemente de él, ya que hay que ser muy inteligente para explicar de una manera sencilla cosas tan complicadas. Y, obviamente, uno no puede obviar la parte humana, el hecho de que fuera una con limitaciones físicas y problemas de salud brutales y en vez de deprimirse, como tal vez haríamos muchos, o a dejar de ser productivo, se dio cuenta que su mente seguía lúcida y la podía aprovechar al máximo. Y, además, puede idear maneras de comunicar todo esto al público”, concluyó.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *